¡A la final four de la Copa del Rey!
BeSoccer CD UMA Antequera

¡A la final four de la Copa del Rey!

El 8 de marzo quedará para siempre en la historia como el día en el que BeSoccer CD UMA Antequera logró la gesta de colarse entre los cuatro mejores de la competición de la emoción y las sorpresas

¡Indescriptible! Lo vivido en el Pabellón Fernando Argüelles no hay forma de poder contarlo en palabras. Una explosión de alegría, felicidad y júbilo se desató al término de los 46 minutos que duró un partido antológico de cuartos de final de la Copa del Rey. Únicamente había que creer. El BeSoccer CD UMA Antequera lo hizo para derribar la puerta de la historia y adentrarse en la gloria del fútbol sala nacional con una clasificación a la final four. El duelo con el Aspil-Jumpers Ribera Navarra FS fue apoteósico. Un rival que demostró de principio a fin el porqué está cuajando una brillante temporada en la máxima categoría. Plantó cara y luchó por un triunfo que se quedó en la Ciudad de Los Dólmenes fruto de un esfuerzo y un rendimiento excepcional de cada uno de los guerreros de José Antonio Borrego “Tete”. Se vaciaron sobre el 40x20 anotando 9 goles que hicieron vibrar a una afición encargada de poner la dosis extra de épica, pasión y emoción.

El fútbol sala le tenía guardada una recompensa al conjunto verde. La de acceder a la fase final del torneo del KO. Para ello debía afrontar una contienda de enjundia a la que le costó entrar. Al principio se sintió muy incómodo por la presión intensa de un oponente. No pudo imponer su juego vertical ni circular el esférico hasta encontrar una fisura en el entramado defensivo que debía superar. Pablo sí fue capaz de generar una oportunidad lo suficientemente clara como para abrir el marcador. El pívot no acertó en la finalización de un veloz contraataque al cruzar en exceso un disparo con su pierna izquierda. El que no falló fue Carlos Bartolomé en el minuto 7. Una equivocación de Conejo se transformó en el 0-1. El portero intentó incorporarse al ataque y generar superioridad, sin embargo, un mal pase posibilitó al atacante la opción de tirar a puerta vacía con mucha precisión.

Un primera dificultad a la que hacer frente. El gol dio más empaque al plantel dirigido por José Lucas Mena “Pato”. Contuvo las acometidas de Pablo, Cobarro, Dani Ramos o Burrito y amplió, en el minuto 15, su ventaja en el marcador. El autor del primer tanto también firmó el segundo al culminar una brillante salida de presión (0-2). Un triunfador y un derrotado a la conclusión del primer tiempo. Quizás un resultado que no reflejaba lo que estaban ambos poniendo en la cancha, en especial, el que iba por detrás. El tiempo de descanso fue utilizado por Tete para animar a sus jugadores a creer en que era posible darle la vuelta a la eliminatoria y mantener opciones de luchar por un puesto en la final four. La charla tuvo un efecto inmediato. A la vuelta de los vestuarios, el arranque fue arrollador con dos dianas consecutivas de Cobarro y Óscar con las que se equilibró de nuevo el choque (2-2).

A partir del 2-2, el público comenzó a rugir, el ritmo del envite fue frenético y aumentó, en demasía, la actividad en cada una de las áreas. Si uno lanzaba un ataque, el otro replicaba. Carlos Bartolomé, por tercera vez, emergió con un tiro a la escuadra aprovechando un pase del guardameta Adrián Pereira (2-3). Acertó a la hora de dar una asistencia, pero no pudo detener a un Pablo colosal en el pívot. Ganó todos los duelos individuales, se hizo fuerte en el cuerpo a cuerpo y estuvo presente en cada disputa. A la lucha la acompañó con su calidad para recibir de espaldas y girarse con rapidez hacia la portería. De esta forma logró marcar el 3-3. El 18 verde se inventó el 4-3 con un pase que dejó solo a Quique Hernando para empujar la pelota.

La remontada se culminó justo antes de alcanzar el ecuador del segundo tiempo. La última palabra tampoco la había dicho el cuadro navarro. Joao Miguel devolvió la igualdad al electrónico con un remate en el segundo palo aprovechando un envío de Anás (4-4). El éxtasis del gol regresó al Pabellón Fernando Argüelles en un saque de banda en largo de Dani Ramos y Pablo conectó un testarazo letal (5-4).  El tiempo se iba agotando y el desenlace de una apasionante eliminatoria estaba próximo. Pato arriesgó con el ataque de cinco con portero-jugador. Los locales se blindaron atrás, pero sucumbieron en un zurdazo exterior de Terry (5-5). Tete fue valiente y utilizó el mismo arma en los instantes finales. El resultado no se modificó y, para conocer al ganador, hubo que esperar a la prórroga. El movimiento de piezas de los entrenadores continuó hasta el 6-5. 

Burrito marcó el camino a un triunfo histórico y Cobarro terminó de allanarlo. El ‘killer’ de la escuadra antequerana fue el primero en defender impulsado por ese carácter tan competitivo con el que no da una pelota por perdida. Logró tres goles en el tiempo extra que noquearon al Aspil-Jumpers Ribera Navarra FS (9-5). El Fernando Argüelles empezó a festejar una hazaña inolvidable y los jugadores del BeSoccer CD UMA Antequera, nada más escuchar el pitido de los colegiados, se fundieron en ese abrazo con el compañero más próximo que fue la señal de haber conseguido algo único como una clasificación a la final four. En el tercer intento se hizo realidad el sueño de estar entre los cuatro mejores de la Copa del Rey de la temporada 2021/2022.


BeSoccer CD UMA Antequera: Conejo  (P), Alvarito, Burrito, Dani Ramos y Cobarro. También jugaron: Juan Carlos Torres (P), Miguel ©, David Velasco, Quique Hernando, Pablo, Óscar y Raúl Canto.

Aspil-Jumpers Ribera Navarra FS: Adrián Pereira (P), Uge ©, Gabriel, Terry y Joao Miguel. También jugaron: Marcao (P), Anás, Espín, Terry, Carlos Bartolomé, Nacho Gómez y Alberto Lahuerta.

Goles: 0-1 Carlos Bartolomé (7’), 0-2 Carlos Bartolomé (15’), 1-2 Cobarro (23’), 2-2 Óscar (23’), 2-3 Carlos Bartolomé (25’), 3-3 Pablo (26’), 4-3 Quique Hernando (27’), 4-4 Joao Miguel (30’), 5-4 Pablo (33’), 5-5 Terry (39’), 6-5 Burrito (43’), 7-5 Cobarro (43’), 8-5 Cobarro (44’) y 9-5 Cobarro (45’).

Árbitros: Manuel Barrilero y Carlos Bustos. Amonestaron a Cobarro por los locales y a Joao Miguel y Terry por los visitantes.

Pabellón Fernando Argüelles.