Mal partido en el adiós del 2020 (5-1)
BeSoccer CD UMA Antequera

Mal partido en el adiós del 2020 (5-1)

La buena racha de dos victorias seguidas en Liga se frenó en la visita al Ciudad de Tudela ante un rival que supo ponerse pronto por delante en el marcador y aprovechar su oportunidad de ir ampliando la ventaja

Punto y final a una dinámica de rendimiento y resultados en la máxima categoría en  la que entró el BeSoccer CD UMA Antequera en las últimas semanas. En la visita al Ciudad de Tudela se ponían en juego tres puntos muy valiosos al medirse dos rivales directos. Así lo reflejaba la clasificación. Aspil-Jumpers Ribera Navarra FS, el más necesitado al tener solo 9 puntos, se acercó a su mejor versión en el transcurso del juego, mientras que la plantilla dirigida por Manuel Luiggi Carrasco “Moli”, con 13 puntos en su casillero, no halló la claridad ni determinación de sus triunfos previos a este compromiso. Un tanto tempranero de Sena puso cuesta arriba el camino a la obtención de un resultado favorable. Antes del descanso, Javier Mínguez y Pedro marcaron el 2-0 y 3-0 respectivamente. En la segunda parte, un equipo jugó a defender su ventaja y el otro peleó hasta el final por una mejoría que no se produjo. David marcó dos dianas y Óscar el gol del honor de los visitantes (5-1).

La intensidad fue un factor diferencial en el arranque de un partido decisivo en tierras navarras. Ambas escuadras sabían de la necesidad de ir a por tres puntos necesarios en la pugna por la salvación y una empezó con mayor empeño esa labor y también con más acierto. José Luis Mena “Pato” mandó a sus jugadores buscar la superioridad en ataque con la incorporación de Gus y logró el efecto deseado; el de generar dudas en la defensa de su oponente. En una de estas acciones, en el minuto 4, Sena encontró un hueco para probar un disparo exterior y batió por raso a Conejo (1-0). El primer tanto obligó al plantel verde a ser más agresivo y ganar metros sobre la pista. Álex Fuentes lo intentó en rápidas transiciones en las que se topó con el cancerbero a la hora de definir. En el otro lado, Conejo salvó el 2-0 con una estirada en un chut a bocajarro de Dani Marín.

El guardameta de Coín no pudo evitar el gol un poco más tarde, en el minuto 9. Javier Mínguez fijó a su defensor en banda, cambió de ritmo para dejarlo atrás y alojó el balón en el fondo de las mallas al encontrar un hueco por debajo de las piernas de Conejo (2-0). Otro golpe para el cuadro antequerano y más moral y confianza en el bloque anfitrión. Álex Fuentes y Alvarito no dejaron de buscar el desequilibrio con la capacidad que atesoran ambos en el uno contra uno y, la oportunidad más clara, se produjo en un saque de esquina que Nando voleó de primeras contra la base del poste. No hubo acierto a la hora de concretar las ofensivas en una parte de la cancha y en la otra sí. En el minuto 16, Pedro aprovechó un rechace del portero del conjunto malagueño tras desviar dos tiros de Javi Mínguez y anotó el 3-0 ampliando aún más la distancia en el marcador del Ciudad de Tudela.

Los guerreros universitarios necesitaban el paso por los vestuarios para analizar en qué habían fallado, buscar alternativas en defensa para ser más agresivos y en ataque hacer más daño de cara a puerta. Gus estuvo muy entonado y se fue creciendo parada tras parada. El inicio de la segunda mitad fue mucho mejor que el de la primera. Presión más alta e intensa con la única intención de recuperar el balón en zona más avanzada. Ramón Vargas, Joaki y Nando dispusieron de ocasiones en ataque en las que faltó acierto. La claridad en la elaboración del juego y en la finalización fue otra de las cosas en las que no brilló la plantilla verde y le restó las opciones de puntuar en una pista muy complicada. El reloj siguió avanzando en contra de los pupilos de Moli.

Una vez superado el minuto 30, el conjunto tudelano certificó el triunfo. Ramón Vargas sacó la mano en un tiro de Pablo Ibarra desde la frontal, estaba dentro del área y los árbitros señalaron penalti. David, en su papel de capitán, asumió la responsabilidad del lanzamiento y colocó el balón en el centro de la portería. Conejo eligió irse para un lado (4-0). El cuarto gol sentenció cualquier opción de poder entrar en el encuentro y no funcionó el ataque de cinco como variante para modificar lo que estaba ocurriendo sobre el 40x20. Los intentos por marcar no surtieron efecto, todo lo contrario, la formación naranja tuvo varios lanzamientos peligrosos a portería vacía. En la recta final, Gus habilitó a David con un envío en largo que este cabeceó a la red (5-0). La diana del honor contó con la firma de Óscar a pase de Raúl Canto (5-0). Derrota dura en la despedida del año 2020 que obliga a cambiar el chip, desconectar unos días durante las fiestas navideñas y regresar a los entrenamientos con la convicción de seguir trabajando en pro de pelear por la meta de la permanencia.


Aspil-Jumpers Ribera Navarra FS: Gus (P), Sena, Gabriel, Javier Mínguez y Pablo Ibarra. También jugaron: Adrián Pereira (P), Mario (P), Nil Closas, Dani Martín, Pedro, Terry y Uge.

BeSoccer CD UMA Antequera: Conejo (P), Miguel ©, Óscar, Álex Fuentes y Nando. También jugaron: Alberto Morillo Contreros “Yiyo” (P), Alvarito, David Velasco, Javi Amorós, Ramón Vargas, Raúl Canto y Joaki.

Goles: 1-0 Sena (4’), 2-0 Javier Mínguez (9’), 3-0 Pedro (16’), 4-0 David (32’), 5-0 David (37’) y 5-1 Óscar (40’).

Árbitros: Martínez Torres y Ferrero Carballal. Amonestaron a David, Javier Mínguez, Pedro y Nil Closas por los locales y a Óscar, Miguel y Ramón Vargas por los visitantes.

Ciudad de Tudela.